Ballenas en Canarias: ¡ellas no son tontas…!

 

Las Islas Canarias gozan de unas características climáticas excelentes. Prueba de ello es la cantidad de personas que deciden pasar sus vacaciones en estas tierras. Sin embargo, no son los únicos. Si en tierra son los humanos los que visitan el archipiélago, en el agua son los cetáceos. Y es que, en efecto, hay muchas ballenas en Canarias -aunque debe indicarse que este grupo no está compuesto exclusivamente por estos animales, pero sí son amplia mayoría-. Algunos vienen de visita, como parte de su ruta nómada o como lugar en el que aparearse. Otros, directamente, establecen su residencia habitual en esta zona.

 

Pero…¿qué son los cetáceos?

ballenas en canarias

Quizás por este nombre no los reconozca, pero seguro que sabe de quiénes se trata. Son mamíferos acuáticos. El nombre proviene del griego y significa “ballena” o “monstruo marino”. Por tanto, se trata de animales de grandes dimensiones que presentan respiración pulmonar –no a través de branquias, como los peces-. Como ya el propio nombre griego lo indica, se trata principalmente de ballenas –ballena piloto, ballena Franca del Norte, ballena de Cuvier, ballena azul…-, junto con delfines, orcas, cachalotes, belugas, etc.

 

¿Qué tienen de especial estas islas para
que haya tantas ballenas en Canarias?

Lo primero que viene a la mente es preguntarse por qué se produce esta situación. Como ya comentábamos en el artículo dedicado a los vientos alisios, este archipiélago se localiza en un enclave geográfico. Por ello presenta peculiaridades por encima y por debajo del nivel del mar, en tierra y en agua. Las Islas Canarias son de origen volcánico y están en el Atlántico Norte, en un lugar de transición entre la zona tropical y la templada. A esta zona se la llama subtropical, y en ella aparecen una serie de corrientes marinas muy importantes. Todas estas características le aportan a este archipiélago unas condiciones oceanográficas y geomorfológicas que provocan que sean un lugar idílico, y es por ello por lo que hay tantas ballenas en Canarias.

Las Islas Canarias marcan el límite sur de las aguas frías, a la vez que el límite norte de las cálidas. Al ser una zona de transición, recoge el desplazamiento migratorio de las especies nómadas. A su vez, fruto de su origen volcánico, la profundidad que rodea a las islas es inmensa –de hasta 3000 metros en muchos puntos-, y es por ello requisito imprescindible para estas especies, que cazan a grandes profundidades, donde reside su alimento.

ian-carrollPor tanto, las condiciones de temperatura son las adecuadas y la presencia de comida está asegurada, por lo que no sorprende que estas especies marinas aprecien esta zona del globo terráqueo y no lo abandonen. Y esto es así hasta el punto de que se trata de una de las zonas de la Tierra con mayor biodiversidad de cetáceos, y la primera de Europa. En esta zona del Atlántico se puede apreciar hasta un total de entre 26 y 29 especies diferentes de este orden de mamíferos marinos.

 

Anotaciones históricas:

Los primeros escritos que recogen el fenómeno de las ballenas en Canarias son los correspondientes al viaje del rey Juba II de Mauritania (siglo I a.C.). Este monarca visitó el archipiélago, del que destacó, entre otros aspectos, la cantidad de ballenas que llegaban a las costas. A su vez, los propios aborígenes canarios, conocidos como guanches –en este artículo podrá leer que esta catalogación no es del todo precisa-, utilizaron huesos de ballena para diferentes usos, como el de tallar ídolos en estos. Esto ha sido posible gracias a la localización de yacimientos aborígenes en las islas.

jose viera y clavijo ballenas en canariasEn el siglo XVIII, dentro de su texto Historia Natural de las Islas Canarias, el sacerdote, biólogo, historiador y escritor José de Viera y Clavijo recogió la presencia de estos cetáceos como parte de la fauna del archipiélago. Concretamente, relata sucesivos varamientos de estos animales en las playas canarias. Por ejemplo, el que aconteció en el Puerto de La Luz (Gran Canaria) en 1747, o el de Arrecife (Lanzarote) en 1796.

 

Un atractivo turístico evidente:

Es sencillo haber visto un cetáceo en cautividad. Muchos zoológicos y parques acuáticos cuentan con ejemplares en sus instalaciones. Pero…¿ha visto usted alguna vez uno de estos animales en libertad? La sola idea es impresionante. Ahora imagínese poder observarlas en conjunto. Y es que, no sólo es posible avistar en libertad ballenas en Canarias, junto con las demás especies, sino que lo más normal es ver más de una. Estos animales realizan una serie de actividades de convivencia: cazan y se desplazan en bloque, y los mayores cuidan de los pequeños, pero sobre todo lo hacen con fines reproductivos, para facilitar el apareamiento.

Las islas han sabido explotar este potencial turístico, y por ello es fácil unirse a un viaje de ocio para avistar estos grupos de ballenas en Canarias. Estas pueden observarse con facilidad en ciertas partes de las islas, cuando estas se encuentran en la superficie, desplazándose o simplemente descansando.

ballenas en canariasEsta ha sido nuestra primera aproximación al mundo de los cetáceos. Se trata de mamíferos acuáticos de gran tamaño, que desde siempre han formado parte del entorno de las Islas Canarias, debido a las condiciones geográficas y climáticas de esta región del planeta. Un grupo en el que las ballenas son mayoría. En futuros textos, se hará hincapié en otros aspectos más concretos de estos animales, así como repasos en profundidad de las especies más características de este grupo.


Para la redacción de este texto, se ha tomado como referencia las entradas Cetáceos de Canarias, Avistamiento de cetáceos, Cetáceos en Canarias y Las ballenas también adoran las islas Canarias.


Fotografías:

Imagen destacada: Katja Hasselkus (enlace a la licencia)
Imagen 1 y 3: Wikipedia

Imagen 2: Ian Carroll (enlace a la licencia)
Imagen 4: Malcolm Murdoch (enlace a la licencia)